1

Nadar

Refrescarse en el enorme lago o pasear tranquilamente por la playa de arena... ¡Todo es posible!

Sin duda, todo el mundo disfrutará de un chapuzón en el lago para refrescarse o de deslizarse por nuestros toboganes. El agua se examina todas las semanas y el resultado siempre es extraordinario.
Y los más pequeños también podrán pasarlo bomba en nuestra piscina infantil.
¡Tenemos actividades para todos los gustos!

Los amantes de la natación pueden guardar sus cosas en las taquillas situadas en la parte trasera del sanitario de la playa. Cuestan 0,50 € 

¡Así podrá disfrutar al máximo de su día en el Parque Recreativo Klein Strand!